Brave, navega con mayor seguridad y privacidad

Brave es un navegador que tiene como objetivo eliminar anuncios, mejorar la seguridad y privacidad en la web. Os explico cómo funciona y os cuento mi opinión tras 2 meses de uso.

Hoy os vengo a hablar de un navegador que está cogiendo cierta fama últimamente y al cual le he dado una oportunidad. Este se llama Brave. Según engadget tiene actualmente alrededor de 8.7 millones de usuarios. Todavía está lejos de los más de 2000 millones de Google Chrome o unos 500 que tendrá Safari. Algo que, como desarrollador web, me gusta conocer es cómo va el mercado de los navegadores. De ahí que dijese que está cogiendo cierta fama, y es que aún queda muy lejos de los grandes, pero tiene cosas muy interesantes que os voy a desgranar a continuación.

Cabe destacar que os voy a hablar de mi experiencia con Brave en Android. En el ordenador, por razones de trabajo sigo utilizando Chrome y esporádicamente Opera, aunque no descarto el darle también una oportunidad a Brave.

¿Por qué lo he empezado a utilizar? Anuncios molestos

La principal razón por la que di con este navegador es que ya conozco a algún amigo que anda utilizándolo, pero nunca me animé a utilizarlo hasta que acabé hasta las narices de comerme publicidad. En el ordenador tengo el ublock origin para quitar los anuncios, sin embargo, en android Chrome o Firefox no tienen plugins, por lo que quitar la publicidad se vuelve casi imposible. De los grandes, creo que sólo Opera tiene bloqueador de anuncios.

No es que esté en contra de la publicidad, creo que es necesaria para que muchos servicios que tenemos en la web sigan existiendo, pero creo que es abusiva, y más en los móviles. Hay muchos sitios web que se han convertido en una odisea navegar, especialmente los periódicos. Prueba a entrar en cualquiera y dime en cuantos de ellos no te salta lo de las cookies, luego que te instales no sé qué aplicación, luego un popup y para acabar anuncios cada 20 palabras. El problema no son los anuncios, el problema es que los anuncios muchas veces son vídeos, y consumen muchos datos, muchos de mis datos, en meterme publicidad que yo no quiero. Fácilmente al leer una noticia te puedes dejar entre 20 y 30MB por culpa de los anuncios en forma de vídeos. Pero mientras los anunciantes no decidan cambiar esto, la solución pasa por utilizar un navegador que te quita la publicidad molesta, y este es Brave.

Mayor privacidad

Además de bloquear anuncios, bloquea el contenido de aquellos sitios web que rastrean tu navegación para identificarte, recoger tus datos, gustos, etc. y luego poder mandarte publicidad muy muy especifica y relacionada con tu perfil. Está complicado cuando somos muy Google-dependientes mantener esa privacidad, pero al menos, Brave, lo hace mejor que Chrome en ese aspecto.

De hecho, puedes elegir qué quieres bloquear y qué no. Yo lo tengo por defecto, pero para aquellos que les gusta cacharrear y quitar más o menos cosas según la página que visiten, tienen esa opción y es muy facil.

Interfaz de Brave visitando el sitio web Youtube, dónde se muestra el número de anuncios bloqueados

BAT

¿Qué es BAT? Es una criptomoneda. ¿Y qué tiene que ver esto con un navegador? ¿De qué me estás hablando aquí? Quizá es una funcionalidad que te da igual, pero que yo creo que es muy interesante y que me recuerda a las suscripciones de pago de Twitch o Youtube. Antes hablaba de que es importante el tema de la publicidad para los sitios web, ya que es así como se financian. Pues Brave tiene la opción de que dones dinero en BAT. Cuando visitas una web, si te gusta su contenido, les puedes donar con un click. Ya, pero y cómo consigo BATs? Pues aquí tienes un artículo que lo explica bien (en inglés). Pero si te da pereza leerlo, básicamente tienes la opción de comprar en sitios como Coinbase o ver anuncios (aunque yo no he podido probarlo en España).

Lo que veo interesante no es que sea una criptomoneda, si no que puedas dar dinero a los sitios web que te gustan y en vez de meterte mucha publicidad, te lo pongan con poca o casi sin nada y puedan vivir de donaciones. Y todo esto sin Paypal, sin pagar comisiones a intermediarios, sin instalar movidas ni nada y en el propio navegador que estás utilizando.

Ah! Se me olvidaba, no sólo puedes donar dinero a páginas web, también a canales de Youtube a cuentas de Twitter o desarrolladores en Github por ejemplo. En esta imagen de abajo estoy en el canal de Brave de youtube y le puedes donar:

Menu de donaciones en Brave utilizando BAT

Aun así, lo veo aún un poco verde para la gente de a pie todo este tema de comprar criptomonedas y no sé qué. Espero que lo pongan más fácil.

Qué no me ha gustado

La interfaz (en el móvil): aunque creo que la intención es buena, el tener una barra arriba y otra abajo quita mucho espacio de pantalla.

Brave, mostrando este sitio web con la barra de navegación superior e inferior.

En móviles grandes donde llegar a la parte de arriba suele ser un problema, es buena idea tener abajo algunos botones como el cambio de pantalla, buscador y demás. Sin embargo, el tener ciertas cosas arriba y otras abajo, creo que ocupa demasiado espacio y queda poco para ver el resto de la página web, aunque cuando empiezas a hacer scroll se oculte.

El consumo de red y batería. Creo que está bien optimizado, pero hay una característica de Chrome que me gusta y que creo que Brave no tiene, que es la comprensión del contenido que te descargas, para consumir menos datos en el móvil. Sin embargo, Google lo que hace es pasar por su servidor todo lo que navegas en Internet para esto, así que tampoco es que sea una opción muy recomendable. A saber qué estará interceptando!

Qué si me ha gustado

Es muy parecido a Chrome. De hecho, está basado en Chrome, de ahí su parecido. En funcionalidad es muy similar. Todo lo que funciona con Chrome funciona aquí, igual igual.

Es también a la vez es muy diferente a Chrome. Te quita los anuncios, te mantiene la privacidad, tus datos son tuyos y de nadie más, y eso hoy en día tiene mucho poder. Se dice que los datos son el petroleo del siglo XXI.

Los fondos de pantalla de la página de inicio. Son muy bonitos, acertados y le dan un toque. Es muy parecido a la pantalla de bloqueo de Windows 10, te los van cambiando de manera automática.

Navegador brave en su página de inicio con una ímagen de fondo

Conclusiones

Cabe destacar que no lo he sustituido por Chrome, todavía, y utilizo ambos (según me apetezca en el momento o si sé que esa web tiene vídeos).

Creo que merece que le deis una oportunidad. No me pagan ni un céntimo por ello, al menos que me queráis donar BATs claro! Nah, es broma! Simplemente por quitarme los anuncios en formato vídeo que hacen innavegable cualquier sitio web y la protección de mis datos de navegación, creo que ya merece de sobra.